‘Duelo’, de Gustavo G. Torres, mejor corto de Tenerife Noir Express en su VIII edición

Sarai del Castillo se alza con el premio a la Mejor Dirección en el estreno de esta categoría en el espacio de creación cinematográfica del Festival Atlántico de Género Negro
El jurado, compuesto por Aarón J. Melián, Anya González Miranda, Dailo Barco, Laura Jiménez de la Espada y María Abenia concedió 13 premios y una mención especial, a los que se sumó el galardón del público, para ‘’Batmal. Te parte en 2’, de Francisco Javier Arias Afonso y David Zamora 
El ‘leitmotiv’ que guio los rodajes fue una frase de la novela ‘Pasado perfecto’, de Leonardo Padura

Duelo, de Gustavo G. Torres, ganó el premio al Mejor Corto de Tenerife Noir Express en su VIII edición, ““Por demostrar una escritura al servicio de una estructura clásica con giro narrativo, que hace uso, no solo de la palabra y el texto, sino de la capacidad de las imágenes de expresar un tempo interno dentro de la escena, gracias al uso ponderado de los silencios, la palabra, el sonido, la luz, la gama cromática y la estética””, según señaló el jurado compuesto por la actriz Laura Jiménez de la Espada, la montadora Anya González Miranda y los cineastas Aarón J. Melián, Dailo Barco y María Abenia.

Sarai del Castillo, directora de La primera bala, recogió el premio a la Mejor Dirección en el estreno de esta categoría en el espacio de creación cinematográfica de rodajes de cortos negros en Santa Cruz de Tenerife en el marco del Festival Atlántico de Género Negro, “por su capacidad para generar un momento íntimo y realista entre los actores; su pulso narrativo coherente y una puesta en escena efectiva que ayuda a crear un ambiente en el que el espectador se sumerge en la narrativa”. Al recoger su premio en el Teatro Guimerá, la realizadora animó a las mujeres a seguir conquistando espacios en la creación cinematográfica en Canarias.

Tenerife Noir Express entregó los premios de cine negro de su octava edición este domingo, 10 de marzo, en el teatro de la capital tinerfeña, en una gala de clausura dirigida por el director de esta sección del festival de género negro, el cineasta palmero Anatael Pérez, presentada por Carmen Cabeza y Gerson Ramos y que contó con la participación especial de la Banda de Música Municipal y de la actriz, bailarina y cantante tinerfeña Sonya Durango.

El Premio del Público recayó en Batmal. Te parte en 2, de Francisco Javier Arias Afonso y David Zamora Ortiz, una cinta de género negro cómico que sigue la estela del corto Batmal, que en la pasada edición mereció una mención especial del jurado. La decisión del público fue tomada por abrumadora mayoría en la votación que tuvo lugar el sábado 9 de marzo, tras la exhibición de todos los cortos participantes en esta octava edición de Tenerife Noir Express, en la Sala de Audiovisuales del TEA, repleta con 187 personas asistentes.

En esta ocasión, la Mención Especial del jurado recayó en Pocas luces, de Miguel Ángel Batista Rey e Iratxe Menalbert, “por demostrar que el género noir se basa en una creativa serie de arquetipos, reglas y clichés, que también admite la luz, la comedia, la diversidad y la inclusión social”. Este corto también recibió el premio al Mejor Vestuario, “por el cuidado en la elección del estilo para definir la época, el ambiente y, sobre todo, la personalidad de los personajes”.

Duelo se alzó también con el premio al Mejor Guion –escrito por su director–, “por demostrar una escritura al servicio de una estructura clásica con giro narrativo, que hace uso, no solo de la palabra y el texto, sino de la capacidad de las imágenes de expresar un tempo interno dentro de la escena, gracias al uso ponderado de los silencios, la palabra, el sonido, la luz, la gama cromática y la estética” y a la Mejor Banda Sonora, que estuvo a cargo de Luis D. Jiménez, “por demostrar que el uso comedido de la música prepara un escenario sonoro más rico y prolijo, al permitir explorar otras tensiones y dimensiones sonoras dentro de las imágenes, como los silencios, el sonido ambiente, la voz y/o el mutismo de los personajes”.

El premio a la Mejor Interpretación fue compartido por los protagonistas de La primera bala, José Manuel Segado Fraile y Daniel Frías, “por la autenticidad y veracidad en la interpretación, la capacidad para transmitir matices y la magistral demostración de la importancia de la escucha activa entre actores”.

El jurado decidió otorgar el premio a la de Mejor Fotografía a Victor Outon, “por su cuidado estético y su aportación al diseño visual de la película” en el corto Un lugar oscuro, película dirigida por Fernando Arriaga Hardisson, quien en 2023 ganó con su corto y en 2020 recibió el premio del público. Por su parte, el galardón al Mejor Montaje fue para Lucas Sancho, por su corto Matador, “por su capacidad de narrar de manera creativa sin hacer uso del diálogo”.

El reconocimiento al Mejor Uso del Lema de Tenerife Noir propuesto por el jurado este año recayó en la película Hoy no, de Héctor Martín Ramos, “por su utilización del lema como elemento inspirador de múltiples maneras, desde lo textual a lo visual, sin pasar por alto la calidad metafórica que evoca la frase de Leonardo Padura, leitmotiv del certamen de este año”. Esta película recibió también el premio al Mejor Maquillaje, para Ana A. Fernández, “por su cuidado y representación de la realidad a través del maquillaje”.

Para concluir los galardones de la sección tinerfeña del premio, la Mejor Dirección de Arte fue para Radio Prey, un trabajo colectivo de todo el equipo de este corto, dirigido por Mateo de León y Macrina Martín, “por su capacidad de crear un concepto visual, emocional y psicológico al servicio de la historia a través de elementos de atrezo y arte”.

En la sección internacional, el premio de Tenerife Noir Express fue para el corto iraní The Steak, de Kiarash Dadagar, “por su increíble producción, atmósfera, historia y terrible mensaje sobre la fragilidad de lo cotidiano”. El director se dirigió al público en la sala a través de un video grabado con un llamamiento a favor de la paz. Para participar en el concurso internacional se seleccionaron cinco películas –tres, españolas; una, cubana y la ganadora, iraní– entre 90 cortometrajes participantes procedentes de Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Cuba, España, Francia, Irán y Reino Unido. 

Octava edición

Tenerife Noir propuso a los equipos participantes una frase de la novela Pasado perfecto (1991) del escritor cubano Leonardo Padura, a quien el festival rindió homenaje en esta edición. Se trata de: “No necesito pensarlo para comprender que lo más difícil será abrir los ojos». El escritor cubano había recogido el sábado 9 de marzo el sombrero borsalino con el que se simboliza el Premio Negra y Criminal que Tenerife Noir entrega en reconocimiento a la trayectoria de un autor y a su aportación al género negro.

Padura estuvo presente en la gala en la que se exhibieron los cortos ganadores en el Guimerá este domingo y fue uno de los encargados de entregar los premios, junto a miembros del jurado y al director del festival, Alejandro Martín, además de las autoridades presentes: el alcalde de Santa Cruz de Tenerife, José Manuel Bermúdez; el concejal de Cultura, Santiago Díaz; la concejala de la Sociedad de Desarrollo, Carmen Dolores Pérez; el consejero delegado de Juventud y Formación del Cabildo de Tenerife, Serafín Mesa Expósito, y el director general de Innovación Cultural e Industrias Creativas del Gobierno de Canarias, Cristóbal de la Rosa.

La sección de creación audiovisual del Festival Atlántico de Género Negro batió una vez más récord de participación con 36 cortometrajes presentados después de una semana de rodaje y posproducción. En total, 13 de los cortos presentados al final del proceso fueron dirigidos por mujeres, mientras que 19 de ellas se inscribieron como directoras de los 50 equipos participantes.